Sustancias inflamables y explosivas

Sustancias inflamables y explosivas

inflamable

En cualquier instalación, a pesar de no trabajar con fuentes de calor, es posible que se produzca un incendio. Por esta razón, es importante controlar los productos inflamables y explosivos en el lugar de trabajo.

Estos productos se clasifican en función del punto de inflamación. Esta clasificación abarca desde productos de clase A, cuya presión absoluta de vapor a 15ºC sea superior a 09 KPa como el propileno, butadieno, cloruro de metilo. Las sustancias de clase B cuyo punto de inflamación es inferior a 55ºC como la acetona o el alcohol amílico. Los que están dentro de la clase C cuyo punto de inflamación está comprendido entre 55ºC y 120ºC  como el fenol y formaldehído; y los de clase D, cuyo punto de inflamación es superior a 120ºC.

Entre los profesionales que se exponen a estos productos se encuentran los conductores de vehículos de transporte de sustancias inflamables como explosivos y pólvora, o camiones cisterna; encoladores, que trabajan con disolventes y otros materiales inflamables; mecánico de automóviles, que manejan productos inflamables y en su puesto de trabajo permanecen junto a sustancias que pueden provocar una explosión como gas de petróleo líquido, gasolina, disolventes o aceites, así como pintores, que utilizan productos como pinturas o disolventes.

Etiquetado  de sustancias inflamables

Una de las medidas preventivas, además de los equipos de protección individuales y colectivos, son el etiquetado y correcto almacenamiento de las sustancias.

El etiquetado está regulado por los Reales Decretos 363/1995 y 255/2003, que obliga a que todo producto químico esté debidamente etiquetado tanto si va destinado al público en general como al usuario profesional.

Todas las sustancias irán identificadas con el nombre de la sustancia, así como el nombre, dirección y teléfono del fabricante o importador. Además, llevarán el pictograma que las identificará como inflamables o explosivas, incluso ambos pictogramas para aquellas sustancia que tengan ambas características.

Del mismo modo, estos productos deberán ir correctamente envasados. Además, las sustancias extremadamente inflamables o fácilmente inflamables deberán disponer de una indicación de peligro detectable al tacto.

Almacenamiento de sustancias

Dependiendo de la instalación los productos se almacenarán en interior o exterior. Para los productos que se almacenan en interior se pueden instalar armarios protegidos, que tengan como mínimo, una resistencia al fuego RF-15. Además, llevarán un letrero que indique “Inflamable”, con el fin de que los trabajadores maximicen las medidas de seguridad. Asimismo, según dicta la normativa, no se pueden instalar más de tres armarios en el mismo recinto, salvo que estén separados entre sí por más de 30 metros, para evitar daños mayores en caso de accidente.

También se pueden destinar zonas a salas de almacenamiento. Si estas salas comunican con otras dependencias o edificios contiguos deben de presentar estructuras, techos y paredes con una resistencia al fuego mínima de RF-120.

Cuando los productos se almacenan en el exterior se utilizarán recipientes especiales y contarán en sus proximidades con extintores móviles, para actuar en caso de incendio.

Medidas preventivas ante productos inflamables

Además de contar con un correcto etiquetado y almacenamiento de las sustancias, se deberán extremar las medidas preventivas cuando se trabaja con este tipo de sustancias. Muchas de estas medidas están dentro del sentido común, como no trabajar con llamas o fuentes de calor cerca de productos inflamables o no dejar los envases con productos inflamables abiertos durante largos periodos.

Otras medidas están relacionadas con los equipos de protección individual a la hora de manipular sustancias inflamables como trajes aislantes, máscaras, guantes y botas preparadas para entrar en contacto con estas sustancias. 

Además, en la instalación existirán medidas colectivas como extintores fijos y móviles, así como mantas ignífugas.   

Naisa.es - Ropa De Trabajo

Técnico PRL asesor en EPIs y vestuario laboral

Deja una respuesta