La importancia de usar líneas de vida

Los trabajos en altura son todas aquellas tareas laborales que se llevan a cabo a más de 2 metros de altura. En este tipo de trabajos, las caídas son frecuentes y los factores que las pueden provocar son numerosos: desde un mareo o un resbalón hasta un desnivel o un andamio en mal estado. En cualquier caso, en diferentes sectores las caídas en altura son una de las principales causas de accidente laboral, por ello hoy queremos hablaros de las líneas de vida.

Para aquellos que trabajan en altura existen varios elementos y sistemas de protección: cascos de seguridad, cinturones y arneses, eslingas, cuerdas… Uno de los más conocidos es la línea de vida. En el artículo de hoy repasaremos las información más relevante sobre este sistema anticaída y hablaremos de la importancia de contar con él para trabajos en altura.

* Si quieres ampliar esta información, te recomendamos este artículo sobre todos los equipos de protección para trabajos en altura.

Líneas de vida: ¿qué son?

Son dispositivos de anclaje conectados a un sistema de amarre que permiten retener las caídas mientras el trabajador se desplaza de forma horizontal o vertical en trabajos de altura.

Tipos de líneas de vida

Podemos dividirlas en dos grandes grupos: las líneas de vida horizontales y las verticales. Las líneas de vida verticales protegen al trabajador cuando realiza trabajos verticales, como en muros o pozos. Por su parte, las líneas de vida horizontales protegen al trabajador en espacios horizontales como tejados.

Además de la clasificación general que acabamos de ver, podemos clasificar las líneas de vida de las siguientes formas.

Por un lado, en cuanto al sistema que utilizan:

  • Líneas de vida rígidas: dotadas normalmente de un sistema de raíles
  • Líneas de vida flexibles: dotadas con un elemento flexible, como un cable

Por otro lado, en cuanto a la duración para las que se instalan:

  • Líneas de vida temporales: instaladas para la realización de un trabajo puntual
  • Líneas de vida permanentes: instaladas para necesidades permanentes

Líneas de vida: ¿cuándo usarlas?

Las líneas de vida garantizan la seguridad para los trabajadores. Su uso es ampliamente recomendado e incluso obligatorio en casos en los que el trabajo en altura no se pueda realizar de forma segura. Hablamos, por ejemplo, de trabajos en los bordes de un tejado, del que el operario puede caer fácilmente. También puede tratarse de instalaciones industriales. Un último ejemplo de caso en el que las líneas de vida pueden ser imprescindibles sería durante una operación de rescate en un pozo.

Ventajas de usar líneas de vida

La línea de vida es muy solicitada por los profesionales de diferentes sectores por las numerosas ventajas que ofrece.

En primer lugar, su uso permite al conjunto de trabajadores tener una zona de cobertura bastante amplia. De hecho, el espacio que cubre este dispositivo puede ser amplio. Por ejemplo, un sistema de línea de vida horizontal tiene la posibilidad de cubrir hasta más de 200 metros de distancia.

Otra gran ventaja de una línea horizontal es la ligereza que ofrece, especialmente si la comparamos con otros dispositivos de seguridad, como un sistema de acero inoxidable. Los materiales en los que están fabricados estos sistemas son muy ligeros, a pesar de ser altamente resistentes a la corrosión, lo que los hace muy duraderos.

Como vemos, se trata de una instalación que no implica gran inversión, ni de tiempo ni de dinero.

Importancia de usar elementos y sistemas de protección en altura:

Como hemos indicado, los beneficios de las líneas de vida son múltiples. Imaginemos, por ejemplo, un edificio en construcción en el que estas no se han instalado: en caso de que tuviera lugar una caída, no se podrían llegar a evitar consecuencias como lesiones graves o incluso el fallecimiento.

Las líneas de vida son esenciales, como vemos, para la vida y la salud del trabajador. Esto es y debe ser siempre la máxima prioridad para las empresas. Sin embargo, además de estas razones, no podemos obviar que invertir en seguridad implica, a su vez, la reducción de bajas laborales. Por tanto, podemos decir que también hay razones económicas detrás de las medidas de protección del trabajador.

Para los trabajos en altura, es imprescindible contar con los elementos de protección convenientes en cada entorno de trabajo. Asimismo, es indispensable prestar atención al mantenimiento y cuidado de los equipos, ya se trate de un arnés de seguridad o de una eslinga. Aconsejamos seguir las recomendaciones de cada fabricante y, naturalmente, sustituir los equipos por unos nuevos después de que se haya sufrido un accidente.

No hay nada más valioso que la vida, por ello es importante tomarse en serio la seguridad en el trabajo. En Naisa somos especialistas en seguridad laboral y contamos con todos aquellos elementos que necesita tu empresa para garantizar la seguridad de los trabajadores.

En lo que respecta a sistemas anticaída, contamos con todos los elementos necesarios para componer sistemas de líneas de vida, tanto horizontales como verticales. Igualmente, disponemos de variados modelos de arneses de seguridad, cinturones, cuerdas y todos los accesorios asociados. Visita nuestra página web o ponte en contacto con nosotros para saber más sobre todos nuestros productos y sistemas de seguridad laboral.

Naisa.es - Ropa De Trabajo

Técnico PRL asesor en EPIs y vestuario laboral

Deja una respuesta