Caidas, el riesgo laboral más común

Caidas, el riesgo laboral más común

caida-2-min

Las caídas de altura o al mismo nivel es uno de los riesgos que aparece en la mayoría de las evaluaciones de prevención de riesgos laborales. No es un riesgo exclusivo de aquellos profesionales que suben a grandes alturas o de aquellos que trepan por torres de telecomunicaciones, es mucho más común de lo que parece.

Este artículo lo dedicamos a esos riesgos tan evidentes que en muchas ocasiones obviamos que sucedan.

Caídas de altura

Las caídas de altura pueden producirse en trabajos que impliquen grandes riesgos y esta caída se produzca al vacío, pudiendo ser mortal. Hasta alturas que a simple vista no son peligrosas. Por norma general, a partir de los 2 metros se considera que existe un riesgo de caída en altura.

Esta altura minima podemos encontrarla en trabajos de construcción y edificación, así como en taller de mecánica o incluso en el sector de la limpieza.

En la construcción se evitan las caídas en alturas instalando medios auxiliares como castilletes de hormigonado,. andamios, plataformas de trabajo o pasarelas de protección. En otros casos estas instalaciones no son posibles, como en trabajos en altura en torres de comunicación. Para prevenir una caída en altura, estos profesionales optan por equipos de protección individuales como arnés de seguridad.

Caídas al mismo nivel

Las caídas al mismo nivel están presentes en todos los planes de prevención de riesgos laborales, dado que es un riesgo común y que suceda con facilidad.

Desde profesionales de la construcción hasta el personal sanitario, e incluso en un laboratorio existe riesgo de caerse al mismo nivel, dado que para este no se requiere ninguna altura.

Imaginemos un sanitario que ante una urgencia corre hasta la entrada para recibir a un paciente, puede resbalar y caer bruscamente al suelo. Esta caída se considera que está al mismo nivel. Un suelo mojado o húmedo, una cimentación espesa o un simple tropiezo puede provocar una mala caída.

Para evitar este tipo de caídas se pueden aplicar medidas preventivas centradas en equipos de protección individual como botas antideslizantes o, dependiendo del terreno, que se adapten a la superficie para proporcionar un agarre consistente. Además, de los EPIs se pueden aplicar señalizaciones, si la zona está húmeda señalizarla para evitar un resbalón, si el suelo ante de entrar es irregular, indicarlo y procurar mejorar su estado para realizar las labores con seguridad.

Prevenir las caídas salva vidas

A pesar de estar acostumbrados a leer en las evaluaciones de riesgos laborales la palabra “caída”, no se le da importancia. Sin embargo, muchas profesionales han perecido al carecer de EPIs o medios auxiliares de protección.

De hecho, este verano se han producido graves lesiones en profesionales de la construcción por razones tan simples como caer desde el techo de 8 metros de altura durante la construcción de un chalet en Madrid. Una caída que ha terminado con politraumatismos y posible fractura de cadera y traumatismo abdominal. Una mala caída puede suponer más que una baja temporal, puede suponer la muerte si el golpe es severo o en una zona del cuerpo como la cabeza.

Las caídas sean al mismo o a distinto nivel se pueden evitar y dejar de ser una de las causas más comunes de accidentes laborales. Las empresas deben prestar la misma atención a riesgos como respirar sustancias nocivas como la posibilidad de caer desde una escalera.

 

Naisa.es - Ropa De Trabajo

Técnico PRL asesor en EPIs y vestuario laboral

Deja una respuesta